La actualidad en el jazz británico

El jazz ha tenido un desarrollo significativo en el Reino Unido, resultando en una escena actual fascinante. Hoy en Alterciclo investigamos sus orígenes.

Este año, la programación del festival Jazz al Parque (que se celebrará en Bogotá en pocos días) nos trae tres grupos representativos de la nueva escena británica del jazz, una escena vibrante, innovadora, y que hoy en día da mucho de qué hablar. Eso nos mueve a preguntarnos sobre cómo se formó, y quienes son sus máximos representantes, para entender la importancia de que este año artistas como Theon Cross, Steam Down y Nubya Garcia lleguen a nuestro país a compartir su música.

El jazz empezó a crecer en el territorio británico a partir de la década de 1920, gracias a las giras de artistas norteamericanos. Los músicos que empezaron a emprender ese mismo camino, en un principio, lo hicieron imitando en gran medida el sonido de Estados Unidos. Sin embargo, a partir de 1950, empezó a nacer un estilo más propio, gracias a varios factores. Hubo influencias de la música de África y del Caribe, que se incorporaron al jazz gracias a músicos como el saxofonista jamaiquino Joe Harriott. 

Joe Harriott fue un personaje fundamental para el desarrollo del jazz británico. Empezó siendo reconocido como un gran representante del bebop, siendo capaz de unir ese lenguaje con el de varios ritmos de su natal Jamaica, y posteriormente, experimentó con lo abstracto y libre, convirtiéndose en uno de los pioneros de una escena británica de free jazz. 

Otro factor importante fue la llegada de un grupo de músicos de Suráfrica, entre los que se encontraba el pianista Chris McGregor. McGregor juntó a varios de estos músicos a finales de la década de 1960 y creó la big band Brotherhood of Breath.  

Además de este tipo de influencias, muchos músicos británicos viajaron a Estados Unidos a nutrirse de lo que sucedía allá, y colaborar con grandes artistas norteamericanos. Entre ellos estaban el pianista George Shearing, el vibrafonista Victor Feldman, el contrabajista Dave Holland y el guitarrista John McLaughlin. 

Actualmente, estas influencias globales siguen presentes en la escena británica, a la que en gran parte pertenecen músicos con ascendencia caribeña o africana, con el propósito de explorar y mantener vigentes estas tradiciones musicales. Por otro lado, con un disco como “To Pimp a Butterfly” de Kendrick Lamar, y artistas como Kamasi Washington, Thundercat, e incluso Flying Lotus, el jazz ha alcanzado nuevos espacios y se ha abierto a nuevas audiencias, en especial a un público joven. Este fenómeno mundial ha tocado a la escena británica, así que muchas de estas propuestas son además conformadas por músicos jóvenes, que logran dar a su música un sonido moderno.

El diario inglés The Guardian ha hecho un maravilloso trabajo de curaduría musical armando esta playlist con varias propuestas de la escena actual británica, así que hoy nuestro artículo cierra con música, esperando escuchar algunos de estos sonidos próximamente.

Recomendamos: Sons of Kemet, Nérija, Yussef Kamal, Moses Boyd, y Theon Cross



Una respuesta a “La actualidad en el jazz británico

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s